Ponemos a disposición de todos los interesados que deseen contactar con nosotros la cuenta de correo comunicacion@asextra.org , única disponible para consultas y comunicación con ASEXTRA.



lunes, 5 de junio de 2017

La huelga de examinadores de tráfico costará a las autoescuelas 200 millones

- Cumplir con las peticiones de los examinadores costaría 2,5 millones de euros, una cantidad menor si tenemos en cuenta que Tráfico tiene un superávit de 70 millones de euros en tasas. 

- En la actualidad el colectivo de las autoescuelas está integrado por 17.975 personas que podrían ver peligrar sus negocios y puestos de trabajo. 


Sacarse el carné de conducir este verano será misión imposible.... porque no habrá examinadores, por ahora. “Esto va a ser un caos, un autentico desastre”. Con estas palabras califica el presidente de la Confederación Nacional de Autoescuelas (CNAE), José Miguel Báez, el anuncio de la Asociación de Examinadores de Tráfico (ASEXTRA) de convocar paros para los meses de junio y julio.

La huelga anunciada por ASEXTRA es para los meses de verano, meses claves para el sector ya que muchas personas aprovechan el periodo de vacaciones para sacarse el carnet de conducir. “Esta huelga va a suponer la muerte de muchas pequeñas empresas y la paralización de un sector. Esto va a ser la tormenta perfecta para las autoescuelas”, se lamenta Báez.

El conflicto entre examinadores y autoescuelas con la DGT y el Ministerio del Interior se remonta al 2013. Desde entonces, los examinadores reclaman al ministerio más personal y un aumento en sus complementos salariales. Desde CNAE apuntan que se necesitan en todo el territorio 250 examinadores más para que se puedan cumplir con todas las demandas de los carnés de conducir.

“Nosotros entendemos la huelga y somos conscientes de los problemas que tienen los examinadores. Cumplir con las peticiones de los examinadores le costaría al Ministerio del Interior 2,5 millones de euros, una cantidad muy asumible si tenemos en cuenta que Tráfico tiene un superávit de 70 millones de euros en tasas. Se supone que este dinero debería invertirse para dar un mejor servicio y qué mejor que dando trabajo”, explica el presidente de CNAE.

Desde CNAE señalan que la crisis del sistema de exámenes para obtener el carné de conducir es consecuencia de una mejorable gestión por parte de la Dirección General de Tráfico, “esta huelga se va a producir por falta de voluntad política. Si finalmente lo paros se llevan a cabo el coste de esta huelga va a ser de unos 200 millones de euros solo este verano”, apunta Báez que explica los datos de esta manera: 

"Cada verano se sacan 200.000 carnés de coche que multiplicados por un precio mínimo de 1.000 euros cada uno, el resultado es de 200 millones. La cifra será superior porque en este calculo no hemos tenido en cuenta otros carnés como pueden ser los de moto, camión o autobús, ni el dinero que se paga por las tasas (90 euros por alumno) y otros gastos derivados de su actividad. Si la huelga se alarga más allá del verano, las pérdidas podrían dispararse hasta los 700 millones". 

Con esta huelga de examinadores, se garantiza el bloqueo del sistema ya que durante dos o tres meses existe la posibilidad de que nadie se pueda examinar. Esto podría provocar el cierre de autoescuelas y el despido de miles de profesores. En la actualidad el colectivo de las autoescuelas está integrado por 17.975 personas que podrían ver peligrar sus negocios y puestos de trabajo.

“Todos nos dan la razón pero nadie hace nada”


“La ex directora de la DGT, María Seguí, nos dijo que sí, el nuevo director de la DGT, Gregorio Serrano, también nos ha dicho que sí. Todos con los que nos hemos reunido están de acuerdo con nuestras peticiones, pero nadie hace nada”, explica Carmen Castro López, Vicepresidenta de ASEXTRA.

Castro López explica que llevan dos años esperando a que se cumplan los acuerdos que llegaron con la DGT y que a día de hoy no se han cumplido. “Hemos esperado al Gobierno en funciones, a los escándalos que han pasado dentro de la DGT y al cambio de director. Le hemos dado unos meses para solucionar el problema y aunque vemos que tiene voluntad, de momento no se ha solucionado ”, señala la Vicepresidenta de ASEXTRA.

Desde la asociación demandan más examinadores, “hemos llegado a ser unos 900 y ahora estamos en 650-700, lo que queremos es volver a ser 900. El problema está en que el puesto de trabajo no es atractivo, se cobra lo mismo que otro funcionario y en este trabajo tienes un mayor riesgo de sufrir un accidente de tráfico o una agresión. Lo que queremos es que hagan el puesto más atractivo con una mejora salarial. Muchos examinadores se han jubilado o se ha cambiado de puesto porque el ser examinador de tráfico conlleva unos riesgos que no tienen otras plazas”, apunta Carmen Castro López.

Otro de los problemas que tiene este puesto es que solo pueden ser examinadores de tráfico personas que ya son funcionarias. No hay un examen público o puesto público al que pueda acceder cualquier persona para ser examinador. “Esto reduce mucho el número de personas que quieran un puesto como éste. Una vez que eres funcionario, se está mejor en una oficina calentito que examinando en descampados y poniéndote en riesgo en la carretera”, concluye la Vicepresidenta de ASEXTRA.
La Información

No hay comentarios: